You Are Here: Home » Opinión » Lic. Alejandro Pérez Nájera

Lic. Alejandro Pérez Nájera

JAPNPuerto Económico.

Lic. Alejandro Pérez Nájera.

En esta ocasión decidí escribir una breve reseña sobre uno de los mejores libros de economía del 2012, considero que debería ser una lectura obligada para los políticos, funcionarios públicos, empresarios y público en general. Desgraciadamente, en este país donde el promedio de lectura es de 1 libro al año, creo que será difícil ver cumplido mi deseo de San Valentín.
El libro que recomiendo ampliamente esta titulado “El precio de la desigualdad” escrito por Joseph E. Stiglitz, ganador del premio Nobel de Economía en el año 2001 por sus estudios sobre como la información “desigual” (o privilegiada), que provoca errores en los mercados, es decir, siempre existe alguien que sabe “mas” sobre un tema y se aprovecha de esa información, obteniendo ganancias desiguales. Cabe señalar, que el autor trabajó en el Banco Mundial y como alto funcionario del gobierno de Clinton; indudablemente su trayectoria ha sido destacada y exitosa.
El libro explica a través de 10 capítulos y 356 páginas, las razones por las cuales la desigualdad es la causa de los problemas en Estado Unidos de América, y por simetría evidente, de México, donde existe mayor desigualdad y por eso mismo, la problemática se multiplica. De hecho, destaco que México es el país con mayor desigualdad de los países de la OCDE, donde obviamente el 80% de las ganancias del país se concentran en 100 familias y el resto se reparte entre los 112 millones de habitantes, incluyendo a los millones de pobres que cada año provocamos, y a los 53 millones de pobres ya existentes (A pesar de la cruzada contra el hambre).
El libro es un manual de políticas públicas en materia económica, un conjunto de recetas excelentemente explicadas, donde el autor manifiesta las razones por la cuales es imprescindible luchar contra la desigualdad. Ya que ésta, no conduce a alcanzar el crecimiento “potencial” del PIB, de modo que se desaprovechan los recursos existentes.
En segundo lugar, detalla mecanismos y alternativas que un Estado “Fuerte” debe tomar para corregir las fallas en los mercados. Destacando que, es una obligación del Gobierno participar en la economía, a través de la regulación y control de los monopolios (Como el del sector de las Comunicaciones), permitiendo competencia a fin de que los usuarios tengamos tarifas “justas” a precios del mercado internacional y servicios de buena calidad.
La otra acción clave de un Gobierno “Fuerte” debe ser la recaudación de impuestos de manera proporcional, es decir, a mayores ingresos, mayores impuestos, incluyendo a los sectores históricamente privilegiados en México, como son los bancos, laboratorios, comunicaciones, mineras, etc. (Las 500 empresas más ricas de nuestro país pagan solo el 5% de los impuestos, cuando deberían pagar el 34%, pero debido a los regímenes especiales y los recursos legales utilizados no pagan), a fin de que financien las obras públicas que requiere el país. Incluyendo infraestructura, seguridad, educación, crédito a pequeños y medianos negocios, promoción turística, subvenciones y ayudas a los de menores ingresos, becas educativas, etc. Esa es la manera correcta en la cual los hombres más ricos del mundo, que por cierto varios son mexicanos (Como Carlos Slim, Salinas Pliego, Alberto Bailleres, Germán Larrea, Jerónimo Arango, Emilio Azcarraga, Roberto González, Carlos Hank, Roberto Hernández, Alfredo Harp y sus respectivos familiares) deben cumplir con sus obligaciones y pagar sus impuestos. Y estas medidas, sin lugar a dudas, van a incrementar la producción y el consumo en nuestro país, generando condiciones de desarrollo, paz y seguridad.
Así mismo, expone como las medidas recomendadas por los organismos internacionales, como el FMI y el Banco Mundial, no conducen a incrementar el crecimiento y disminuir la pobreza, si no al contrario, solo aseguran el pago a los más ricos (Sector financiero), descobijando a la clase media y hundiendo a la clase baja en condiciones de miseria.
Ahora bien, estas acciones las recomienda uno de los economistas más brillante de nuestros días y sin embargo, los gobiernos prefieren mantener los privilegios de los más ricos y dejar en las manos del mercado (Claramente distorsionado) la distribución del ingreso y el crecimiento económico.

Indicadores económicos de la semana:
Paridad peso-dólar: $12.82
PIB real 2012: 3.9%
Inflación 2012: 4.1%
Dato: Según el INEGI: 2.5 millones de mexicanos están buscando trabajo (Desempleados).

© 2012 El Mundo del Trabajo | www.elmundodeltrabajo.com

Scroll to top